VÍA CRUCIS DE JESÚS MIGRANTE Y REFUGIADO


El vía crucis es una de nuestras tradiciones religiosas más dramáticas y significativas; con ella toda la comunidad cristiana quiere actuar simbólicamente la pasión de Jesús y su camino doloroso hacia la cruz, estar con Jesús y acompañarlo durante el momento decisivo de su vida. En la celebración del Vía Crucis descubrimos que su camino es el paradigma del camino de todas las personas, un itinerario en donde el dolor, el sufrimiento, y la muerte sí existen y son reales, pero se transforman en la resurrección de Jesús que nos dona la esperanza en una vida nueva.

El camino de la vida de Jesús y nuestro camino se hacen uno en el Vía Crucis porque viacrucesdurante esta celebración confesamos nuestra fe en un Dios, que a través de su Hijo Jesús, está caminando hoy con los migrantes, quienes son caminantes por excelencia. Esta profesión de fe en un Dios que se identifica con el dolor y sufrimiento humano, es sólo una de las dimensiones de esta celebración. La otra dimensión es el reto que Jesús nos propone y ejemplifica con su propia vida: caminar en solidaridad con el pobre, con el migrante y refugiado para que en estas personas podamos descubrir el rostro de Jesús (Mt. 25,31-46). Así en el misterio del sufrimiento y dolor humano, podremos tener la experiencia de encontrar a Dios el cual nos invita a luchar a favor de la vida, a luchar por los derechos y la dignidad de todas las personas, a luchar para construir el Reino de paz, amor, justicia y libertad que Jesús proclamó.

Los participantes de esta celebración se darán cuenta que este Vía Crucis tiene un formato que no es el tradicional. Unas estaciones han sido cambiadas para tomar en consideración toda la vida de Jesús, desde su nacimiento hasta la experiencia de la resurrección. La secuencia de las estaciones sigue la dinámica de las narrativas evangélicas.

Hoy Jesús recorre el camino doloroso del migrante y refugiado y por eso queremos realizar esta celebración en solidaridad con las personas que dejan su tierra y su familia para proteger sus vidas y buscar mejores condiciones de vida en otro lugar.

El Vía Crucis está dirigido a todas las comunidades y personas que están viviendo la dura experiencia de la migración y del refugio, a todos los que trabajan con los migrantes para construir un mundo mejor, un mundo sin fronteras, y a todos los hombres y mujeres de buena voluntad que quieran sumarse a esta noble tarea.

Descargar el viacrucis del migrante

Miguel Heinz svd

Coordinador de Justicia, Paz e Integridad de la creación Misioneros del Verbo Divino

Roma – Italia

svd.jpic@verbodivino.it

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s