FEBIC – Carta de Navidad 2020


Sankt Ottilien, Navidad 2020

Queridos miembros, amigos y bienhechores de la Federación Bíblica Católica,

estamos terminando un año más de nuestra historia. Probablemente ningún año hasta ahora tantos de nosotros, habitantes de este planeta, hemos deseado que el año termine cuanto antes. Podríamos nombrar muchas experiencias negativas, frutos de la causa principal de nuestro descontento – la pandemia, y probablemente estos coincidirían con la larga lista de males y problemas que aquejan a la humanidad desde hace décadas. Pero este año todos estos problemas han sido llevados al extremo. Un documento de la Pontificia Academia para la Vida engloba todos estos males como una experiencia común de toda la humanidad y la describe con una sola palabra: la FRAGILIDAD. Los humanos hemos experimentado de nuevo que somos frágiles. Para muchos, sobre todo para habitantes de así llamado Primer Mundo, esto ha sido una experiencia frustrante y deprimente – los que se creían superiores e invencible se han descubierto frágiles e impotentes.

Como fruto de este descubrimiento se ha hecho para muchos más acuciante la necesidad de re-encontrar el sentido de la vida, encontrar razones para vivir. ¿Para qué vivir? ¿Por qué seguir luchando? ¿Qué sentido tiene la vida?

El segundo Domingo de adviento en la liturgia de la Palabra hemos escuchado las palabras del profeta Isaías: “Consolad, consolad a mi pueblo”. Estas palabras y toda esta experiencia de este año son para nosotros, creyentes en Dios de la Vida, una invitación para buscar apoyo e inspiración en la Palabra de Dios, para descubrirla y experimentarla como FUENTE DE VIDA; y también para ANUNCIARLA a todos, especialmente a aquellos que han perdido y no han descubierto del todo el sentido profundo de la vida.

Para la Federación Bíblica Católica el próximo año, el año 2021, el año del inicio de la época de post-pandemia – incierta e imprevisible, con más preguntas que certezas – será también el año de la Asamblea Plenaria, que tenemos previsto celebrar en el mes de noviembre en la ciudad de Mar del Plata en Argentina. Esta Asamblea Plenaria iba a ser la primera después del 50 aniversario de puesta en marcha de la Federación, que iniciamos a celebrar con un Congreso el año pasado y terminamos con el Año de la Palabra de Dios de este año. Pero ahora será también la primera Asamblea de la época de post-pandemia. Pero eso también el Comité Ejecutivo de la FEBIC decidió que tenga como tema: “Proclamar la Palabra, fuente de vida para un mundo frágil (Rm 8,22-23)”.

Al final de este año quebrantador, marcado por la muerte y el dolor, y a las puertas del nuevo año, aguardado con esperanza e ilusión, desde el Secretariado General y la administración de la Federación Bíblica Católica les queremos agradecer el camino recorrido este año y les queremos invitar a seguir caminando: juntos, con ilusión, hacia objetivos comunes y sobre la base firme de la Palabra de Dios – fuente de vida para nosotros y para este mundo frágil, que es nuestra casa común.

¡Feliz Navidad y Feliz y Próspero Año Nuevo!

P. Jan J. Stefanów, svd

Secretario General FEBIC

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .